Nuevas vibraciones

bioresonancia3

Pues sí, estamos de vuelta … en el mes del aniversario de la muerte de Steve Jobs, en el mes de la puesta a la venta de los nuevos modelos de iPhone 6S y 6S plus tras la bestial keynote de Apple (en la que “el imperio” contraatacó con todo), en el mes de… la Feria de San Lucas … la llama del GUM Jaén sigue viva, y de sus candentes ascuas surge este post, con la intención de retomar flujo y actividad… sanas aspiraciones sin altas pretensiones, más allá de mantener una “charla” asidua entre amigos y simpatizantes.

He de reconocer que, el pasado 9 de Septiembre volví a vibrar tras asistir, desde mi sillón, vía streaming, en riguroso  inglés yankie, a la keynote de Apple, con Tim Cook como maestro de ceremonias (que ya le va cogiendo el “gustillo”). Y volví a hacerlo como hacía tiempo que no me pasaba, como en los mejores tiempos del Tito Jobs. Y mira que han pasado cosas desde que nos dejó, y mira que han presentado nuevos productos, y mira que he visto keynotes desde entonces. Pero la verdad es que, a pesar de tocarme el bolsillo todos esos nuevos “chiquinofes” que han presentado desde su ausencia, no terminaban de tocarme la fibra. Ya lo intentó Tim Cook hace meses en la keynote de presentación del Apple Watch, y casi lo consigue. Provocó incluso que yo mismo concertara una cita en una Apple Store para probar el smartwatch. Y allí fui, sin muchas aspiraciones, lo vi, me lo puse en la muñeca, noté su candor, su vibración, y acepté de buen grado las escasas e hilvanadas explicaciones de “la genius” … pero no me llegó … y me fui de la tienda, caminando, tranquilamente, sin comprarlo … y salí de allí sin temblores ni “ná” pensando que “todavía” no era el momento.

No sé si fue por la estrategia, o por el aluvión de presentaciones, pero lo cierto es que la última keynote (una de las más largas de las que yo pueda recordar) se me hizo breve. Con un Tim Cook mucho más dinámico, fluido y relajado que otras veces, incluso más inteligente (al ceder el testigo y delegar mucho en su personal). Y es que se nota que le cuesta mucho comunicar y no es, en ese sentido, ni la sombra de su predecesor … pero, en lo que sí lo alcanza, es en su cerebro como estratega.

Apple salió esa tarde con “todo”.

Con el tridente Apple Watch, Apple TV, iPad Pro. Reivindicándose como empresa tecnológica que marca tendencia, con tecnología innovadora y sobre todo “reinventadora” … y sin complejos ningunos a la hora de decir “dondedijedigodigodiego” o más bien “dondedijededodigostylus” … así … sin más … ¡¡¡como si no hubiera pasado nada!!! … hasta el punto de provocar que el infierno se congelase al hacer subir a un CEO de Microsoft al escenario, en plena presentación de productos de la manzanita, con millones de fanboys como audiencia … Y esto, en mi humilde opinión, no es ni bueno ni malo … simplemente ¡¡¡ES DIFERENTE!!! … me toca la fibra, me hace vibrar.

Esa tarde vi un resurgir del Apple Watch con su nueva versión de SO. A mi entender es como si Apple hubiese presentado un nuevo modelo de reloj. Puede que me deje llevar por mis vicios profesionales, pero la presentación inicial de las aplicaciones médicas del Apple Watch y research kit fueron impresionaaaaantes!!!

Desde su presentación hace años, el Apple TV ha ejercido en mí una poderosa atracción. Lo tuve en mis manos desde su primera versión y he consumido cantidades ingentes de contenidos fílmicos con una experiencia muy satisfactoria, que me ayudaba a paliar las limitaciones ociosas cinematográficas que sufrimos los/las padres/madres trabajadores/as. Desde hace unos meses (ya os contaré en futuros post) accedo a través del Apple TV a contenidos de otros países (series y programas de tv), lo que ha supuesto un enriquecimiento exponencial de mi tiempo de uso y disfrute lúdico-cultural. Auguro un brillante futuro para este nuevo Apple TV, a mí ya me ha conquistado y aspiro no sólo a seguir consumiendo contenidos tipo cine/serires, sino también a las Apps “potenciales” de domótica, seguridad, juegos … etc que me hacen, nuevamente, vibrar.

Del tercer producto en discordia sobre el que quería reflexionar en esta vuelta sólo puedo decir dos cosas. El iPad Pro es una bestialidad… que seguramente nunca podré disfrutar, … se me escapa su precio, pero también se me escapan sus usos.

Lo dicho, hemos vuelto … y hemos vuelto a vibrar.

 

Publicado en Actualidad y etiquetado , , , , .

2 Comentarios

  1. Muy interesante post en el que contagias el entusiasmo q te ha generado esta última Keynote…Gracias six!!!

  2. Sorpresa y alegría causa la frescura de esta nueva entrada del Gum que magistralmente y sin dejar palo que tocar resume amenamente las últimas propuestas de la mayor empresa del mundo. Una vez más han hecho posible levantar pasiones y la ágil pluma (tecla) de este colaborador nos ha transmitido con sus acertados comentarios. La continuidad es bienvenida.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *