Cuidado, no te enamores de Apple… … porque puede que un día te rompa el corazón

Esta frase la escuché hace años en uno de mis podcast favoritos de contenido tecnológico “manzanero”. No logré comprenderla en su momento, pero desde la última Keynote comparto cierto sentimiento de frustración y pesadumbre que me hace empatizar con ella. Tras la última Keynote de Apple hemos conocido la letra pequeña de los avances de la actualización de iOS6. Con pesar, tristeza y (por qué no decirlo) con cierta ira recibo la noticia de que no podré utilizar ni SIRI, ni dictado de voz, ni Face Time 3G en ninguno de mis dispositivos iOS (iPhone 4 y iPad 2). Al principio traté de autoconvencerme con los argumentos que la propia compañía emplea. Son dispositivos que no cuentan con la necesidades de hardware que requieren las aplicaciones anteriormente mencionadas. Claro que aceptar eso sería considerar que mis dispositivos a día de hoy están obsoletos. Por más que los miro y “re-miro”, uso y abuso y testeo y “meneo”,  la impresión que tengo es que funcionan bastante bien. Si puedo usar en ambos Skype bajo 3G ¿qué tiene Face Time que me impida hacer lo mismo con él? Si puedo usar Dragón Dictation ¿por qué no puedo usar el dictado de voz de Apple? Demonios… ¿si le hago “jailbreak” por qué funciona un sucedáneo de Siri? Vamos a ver si lo entiendo. Resulta que Apple, la compañía con mayores activos de la historia bursátil, no ha conseguido desarrollar una versión de iOS6 que funcione fluidamente con SIRI y Face Time 3G en dispositivos iOS de una generación anterior, … cosa que, sin embargo sí han logrado otras compañías mucho más modestas con aplicaciones similares a las mencionadas. Incluso “cuatro frikis” en Cydia han desarrollado alternativas que, parece ser según los usuarios, funcionan de manera digna incluso en dispositivos con mayor antigüedad como el 3GS. Y todo ello no ha podido conseguirlo la todopoderosa Apple con todo su ejército de ingenieros.Tras estas reflexiones uno no puede evitar pensar que, posiblemente, detrás de esa decisión se escondan intereses meramente económicos y comerciales. Si esto fuera cierto, para mí personalmente sería decepcionante. Con todo ello en la cabeza mis neuronas generaron el destello y pude ver la luz… casi de manera inconsciente hice lo siguiente:

1.- Apagué la red wifi de casa.

2.- Encendí el 3G de mi iPhone 4.

3.- Generé una red wifi con la opción “compartir internet” de mi iPhone 4.

4.- Conecté a esa red wifi (generada con el iPhone) mi iPad 2 (teniendo la precaución de tener apagado en el iPad el 3G). Lo enlacé sin problemas.

5.- Busqué en mis contactos del iPad y me dispuse a llamar por Face Time bajo esas condiciones, … Llamé,… sonó el “tirurirurí”… y … una cabeza me respondió… “¿Qué pasa hermano?”

¡Ay que joderse! ¡Estaba hablando por Face Time desde un iPad 2 conectado a una wifi generada con mi iPhone 4 y su transmisión de datos 3G!
Después lo he seguido usando en varias ocasiones y siempre se ha comportado de manera óptima, sin que hasta hoy tenga queja alguna en cuanto a experiencia de usuario.Tras esta experiencia me queda muy claro cuales son los motivos por los cuales Apple limita el uso de determinadas aplicaciones de iOS6 en dispositivos de anteriores generaciones.Lo dicho, cuidado no te enamores, …

Publicado en Apple.

2 Comentarios

  1. Jaja, buen artículo, Sixto. Ameno y cierto. Menos mal que no se te ocurrió antes pensar que Apple solo es una empresa fundada para ganar dinero y que maneja implacablemente su éxito con los propios modales capitalistas. Si hubieras pensado antes esto, nos habríamos perdido tu refrescante y divertida investigación. :))

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *